La inmersión lingüística es una de las mejores y más rápidas formas de aprender inglés. En el caso de niños y adolescentes, la gran ventaja es que pueden vivir la experiencia a la vez que progresan en sus estudios. En esa fabulosa aventura, Irlanda es uno los países más atractivos.

Cómo es la educación en Irlanda

Es posible cursar un año académico en diferentes países en los que el inglés es la lengua nativa. Pero Irlanda cuenta con una ventaja: su excelente sistema educativo. Tanto en centros públicos como privados se fomentan no solo las habilidades académicas, también el desarrollo personal.

El resultado es que el sistema educativo irlandés, según los últimos informes PISA, está por delante del español. Esto garantiza que, tras cursar un año en Irlanda, los estudiantes no solo regresan con un nivel de inglés bilingüe, sino con un buen nivel académico.

Además de ello, hay dos cuestiones básicas importantes. Por un lado, que no existen trabas para convalidar los estudios en España. Por otro, que los colegios de Irlanda tienen plazas reservadas para estudiantes llegados de otros países, lo que hace prácticamente imposible quedarse sin plaza si se desea estudiar un curso académico completo o incluso un solo trimestre en el país.

Hay que tener en cuenta, eso sí, que el sistema educativo irlandés presenta algunas particularidades que conviene conocer:

La educación obligatoria en Irlanda va desde los 6 a los 15 años. La educación primaria son 6 cursos y la secundaria tiene 3. En estos niveles los alumnos extranjeros suelen tener clases de refuerzo de inglés.

– Finalizada esta fase educativa hay un curso llamado de transición que ya no es obligatorio. Correspondería a nuestro 4º de la ESO. La diferencia es que se trata de un curso en el que los alumnos pueden elegir entre un sinfín de asignaturas optativas según sus aptitudes y gustos, es una enseñanza sobre todo práctica y con evaluación continua.

– La edad a la que se inicia la enseñanza obligatoria en Irlanda no es la misma que en España. En el sistema educativo irlandés los niños comienzan el curso según edad, no año de nacimiento. Es decir, que un niño que comienza primero de Primaria debe tener 6 años cumplidos el 1 de septiembre.

El calendario escolar es muy diferente al español. El curso suele comenzar a finales de agosto y hay varios periodos vacacionales: unos días coincidiendo con Halloween, en Navidades, una semana en febrero, dos semanas en Semana Santa y unos días en mayo.

Otras ventajas de estudiar inglés en Irlanda

Sin duda, el nivel del sistema educativo irlandés es uno de los mayores atractivos para cursar un curso académico completo en aquel país. Pero hay otras razones que hacen especialmente atractiva esta decisión.

El carácter de los irlandeses es cálido, abierto y hospitalario. En Irlanda es muy fácil que los estudiantes se integren sin problemas. Es, además un país con población joven. Todo ello facilita que los jóvenes aprendan más rápido el inglés.

– El país está a muy pocas horas de avión de España, tiene una buena calidad de vida y, además, Irlanda pertenece a la zona euro.

– Si hay algo que caracteriza Irlanda son esos paisajes donde la naturaleza es casi mágica y su impresionante patrimonio cultural de raíces celtas.

– En el país hay un sinfín de rincones envueltos en la literatura y la música. En Irlanda nacieron grandes escritores como Oscar Wilde, James Joyce o Samuel Beckett, y también iconos de la música como Enya, Van Morrison o el grupo U2. Sin duda, un magnífico complemento al aprendizaje del inglés.

En definitiva, cursar un año académico en Irlanda es una experiencia siempre enriquecedora para los estudiantes. No solo adquieren un excelente nivel de inglés y una buena formación, sino que descubren un país hermoso y de tradiciones tan arraigadas como es Irlanda. Y gracias al carácter amable de sus habitantes se sentirán casi como en casa.