Cuando se habla de sistemas educativos de élite, en muchas ocasiones se suele hablar de los institutos y colegios de élite británicos que siguen siendo para muchos una referencia fundamental de cara al aprendizaje de los niños. Sin embargo, fuera de estos centros elitistas, privados y extremadamente caros, hay alternativas de una inmensa calidad como el sistema educativo irlandés; un lugar ideal en el que estudiar inglés.

Y es que en Irlanda no es sólo conocida por la lengua gaélica, el arpa, los celtas, la Guiness y los Leprechauns. Al margen de los mitos y tópicos, Irlanda cuenta con uno de los mejores sistemas educativos de la OCDE y es un destino ideal al que enviar a nuestros hijos e hijas a estudiar inglés durante un año o un trimestre escolar; ya que no sólo se beneficiarán del aprendizaje de este idioma, sino también de las muchas virtudes del sistema educativo irlandés.

¿Pero cuáles son estas virtudes? ¿Qué es lo que hace de Irlanda un lugar ideal en el que estudiar inglés? Muy sencillo. Desde siempre, Irlanda ha sido uno de los países pioneros en la enseñanza en y de las nuevas tecnologías, por lo que sus clases están muy avanzadas y cuentan con herramientas como pizarras digitales y el uso de internet. Además, otra de las grandes ventajas de la escuela irlandesa es que es totalmente gratuita hasta los 16 años, por lo que es una alternativa muy barata dentro del esfuerzo económico que supone enviar a nuestros hijos al extranjero.0

Aprender inglés en Irlanda es mucho mejor que en otros países

Además, tenemos que tener en cuenta que la educación en irlanda nos permite escoger qué tipo de formación religiosa dar a nuestros hijos y es que cuando enviamos a nuestros hijos e hijas a Irlanda a estudiar inglés, podemos escoger si los enviamos a una escuela de confesión católica o de otra religión. Además, también es posible estudiar inglés en una de las varias escuelas que no tienen ideario religioso y que resultan ideales para las familias que no tienen este tipo de creencias o que consideran que, de tenerlas, deben de pertenecer al ámbito privado.

Otra de las grandes ventajas que tiene el sistema educativo en Irlanda y que hace de este país un lugar ideal al que ir a estudiar inglés, es que el alumno es el centro del aprendizaje. A diferencia de lo que sucede en España donde las diferentes asignaturas lo son todo, en Irlanda el alumno es el eje del sistema educativo y esto ha llevado al desarrollo de innovadoras y eficaces técnicas pedagógicas que basan la enseñanza más en que el alumno descubra y explore por sí mismo que en la memorización, lo que sin duda resultará mucho más útil para el día de mañana.

Por último, el sistema educativo irlandés tiene una gran inclinación por el favorecer el aprendizaje práctico así que cuando vamos a Irlanda a estudiar inglés, podemos también ver cómo el resto de conocimientos que hemos aprendido en las demás asignaturas tienen aquí una aplicación práctica, desde las matemáticas a la historia o la biología.